Los perros de apoyo/ IAP (Intervenciones asistidas por perros)

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Hoy hemos hecho una entrevista a Lianne, terapeuta con título propio de intervenciones asistidas con perros. Lianne tiene un labrador cachorro con el nombre de Nala al que está formando como perro de apoyo para poder ayudar a personas con daño cerebral, discapacidad intelectual, personas mayores, o alumnos con necesidades de refuerzo.

Nala es una perrita muy sociable, cariñosa y le encantan otros perros de cualquier tamaño. Los perros siempre han formado parte de su familia por eso ha conducido su vida a trabajar con ellos.

IMG_5593

Lianne, terapeuta de intervenciones asistidas con animales


¿Qué características tienen los perros de terapia?

Los perros de apoyo, asisten en las terapias o intervenciones que hace el profesional con el usuario. Son formados desde cachorro en distintos centros y conociendo distintos perfiles de usuarios.

Además, dominan las técnicas de, entre otras, estimulación multisensorial, marcha coordinada, interacción animal-humano, tienen intención comunicativa hacia las personas e intervienen con los usuarios de manera natural, algo que es fundamental, ya que los perros de apoyo deben tener autonomía y no dependencia hacia sus guías, algo que sería contraproducente para realizar intervenciones eficaces, rigurosas y con un sentido terapéutico, educativo o social.

¿Cómo se forman a estos perros?
Antes de formar a Nala, terminé el título propio de la Universidad de Oviedo: ‘Especialista en programas de intervención en terapia asistida con animales’. Entonces empecé la formación de Nala en ‘EFORP; Escuela de formación del perro de apoyo’.

¿De dónde provienen? ¿De alguna asociación o criadero especializado?

EFORP es parte de la asociación “Integra, Programas Terapéuticos” que está dirigido por Juan Luis Pellitero.

Y los cachorros no son seleccionados en un criadero especializado, provienen de criaderos especializados en labradores.

¿Hacia qué personas va dirigida la terapia con perros asistidos?

Está dirigido a un colectivo amplio, como personas, por ejemplo, con daño cerebral,  discapacidad intelectual, personas mayores, o alumnos con necesidades de refuerzo.

¿Hay alguna clasificación respecto a los perros de terapia en función de si es para una persona u otra, o estos perros son entrenados para todo?

Son entrenados para todos los colectivos.

¿Qué papel desempeñan estos perros en las terapias?

El papel de un perro de apoyo es diverso y esto depende de los objetivos de los usuarios, pero en general su papel es en este tipo de terapia sumamente importante.

Durante las intervenciones asistidas con perros noté varias veces que el perro de apoyo tiene más impacto en los usuarios que cualquier otra intervención terapéutica. Un ejemplo es la memoria, por ejemplo, un día me encontré con un grupo de personas con la enfermedad de Alzheimer, resultaba que estas personas se acordaban del nombre del perro de apoyo con gran facilidad, mientras que tenían mucha dificultad en recordar los nombres de los auxiliares que veían todo los días.

IMG_5351

¿Qué ejercicios realizan en las terapias de discapacitados o con problemas de movilidad? ¿a qué ayudan o favorecen? ¿Qué ejercicios realizan en las terapias de personas con problemas mentales? (autismo, asperger, depresión,etc.) ¿Qué beneficios tienen estos perros en las personas que realizan la terapia?

Trabajo con el método Pellitero, que está plenamente implementado en la red de Servicios Sociales del Principado de Asturias desde el año 1998.

Este método considera las intervenciones en terapias asistida con animales (IAP) como un recurso terapéutico, educativo y/o social dirigido por un profesional quien, a través de un perro debidamente seleccionado y formado, realiza intervenciones significativas con el objetivo principal de mejorar la calidad de vida de la persona, fomentando su autonomía, independencia e integración/inclusión social.

Dichas intervenciones se realizan de manera diseñada y planificada, centrándose en la mejora de las áreas cognitivas, funcionales, emocionales, motivacionales y relacionales de personas con necesidades o en situación de fragilidad.

La terapia asistidas por perros está condicionada a seguir unas fases en cuanto a su diseño: detección de la necesidad que justifica la intervención del profesional, evaluación previa de la situación y de la persona sobre la que se va a intervenir, definir unos objetivos generales y específicos, diseñar una intervención, implementación de la intervención y evaluación de los resultados.

Además, las IAP deben ser aplicadas desde programas profesionales, basados en el rigor científico y en la calidad e innovación continua de las técnicas de intervención empleadas, ya que no son una mera actividad de ocio ni de entretenimiento.

En diversas ocasiones las intervenciones asistidas por perros pueden apoyar donde otros profesionales y programas no han podido. La razón es, a lado de diferentes teorías que explican los efectos positivos que tienen los perros en las personas (como que favorecen de las relaciones sociales, disminución de las hormonas de estrés y la presión arterial), que el perro puede fungir como ice-breaker (rompe hielos) e interactuando con él no hay riesgo de crítica, que hace que cada objetivo se consigue con más facilidad con un perro de apoyo.

IMG_5251

¿Qué técnicas dominan?

El perro de apoyo es un elemento motivador en cualquier actividad terapéutica. Estos perros, dominan las técnicas, entre otras, de interacción animal-humano o marcha coordinada, estimulación multisensorial…Son perros muy comunicativos hacia las personas e intervienen con los usuarios de manera natural, algo que es primordial, ya que los perros de apoyo deben tener autonomía y no dependencia hacia sus guías, algo que sería contraproducente para realizar intervenciones eficaces, rigurosas y con un sentido terapéutico, educativo o social.

¿Cómo es un día con un perro de asistencia contigo?
Mi perro y yo visitamos varios centros donde observamos varios profesionales ejecutando sesiones con sus perros de apoyo y también ponemos en práctica nosotros mismos las intervenciones. Entreno mi perro a través de la imitación del perro de apoyo adulto y refuerzos positivos.
IMG_5339

¿Qué beneficios tiene para ti?

Además de terapeuta asistida con perros soy también Terapeuta de Arte.

Y en mis estudios de la Terapia del Arte, trabajé durante mis prácticas en diferentes centros de día para personas con una discapacidad intelectual.

En cada centro me encontré con usuarios que les costaba mucho empezar una nueva actividad, como por ejemplo, pintar en una sesión conmigo.

Muchas veces el usuario expresaba lo que pensaba, a veces no podía hacer la actividad porque le parecía muy difícil. Pero después de mucha motivación, siempre lo lograba.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Descubrí que por la discapacidad intelectual y la incapacidad para realizar ciertas acciones diarias, a algunos les producía una incertitud que les limitaba a moverse libremente en la vida cotidiana. O la falta de poder expresarse les daba agitación o frustración que resultaba en problemas de conductas.

Por las mismas razones, les costaba hacer amistades o moverse en la comunidad social y a menudo llevaban una existencia solitaria.

Con la terapia del arte les podía introducir a nuevas actividades y así aumentar su confianza en sí mismo. Pero lo que me faltaba en mi terapia era generalizar esta confianza en sí mismo, en las tareas cotidianas.

En las prácticas del título propio de las terapias asistidas por animales, vi como el perro de apoyo ayudaba a los usuarios a ser sociables, entrar en nuevas situaciones con seguridad, confianza en sí mismo y les daba el poder de disfrutar de estos momentos.

A través del perro de apoyo, los profesionales podían practicar con los usuarios a utilizar estas habilidades adquiridas en sus vidas diarias.

Observando esto me motivó a querer aprender cómo ayudar a las personas como una especialista en programas de Intervenciones asistidas por perros.  

Escribir un comentario.